La magia de compartir un café y permitirte parar el tiempo

No es el tiempo lo que se os da, sino el instante. Con un instante dado, a nosotros nos corresponde hacer el tiempo

Georges Poulet

Lo que en la infancia era eterno, ahora es efímero. Pocas cosas son tan preciadas como el tiempo. Se ha convertido en un “Si tuviera tiempo” “Cuando tenga vacaciones y tenga tiempo” “Cuando me jubile y tenga tiempo” “Cuando termine este proyecto y tenga tiempo”, mientras vemos pasar la vida.

Como decía John Lennon “La vida es aquello que va sucediendo mientras nos empeñamos en hacer otros planes”

Y es que hacemos planes y planes, llenamos cada hueco vacío de la agenda, nos fijamos un sinfín de fechas límites para nuestras tareas y hasta incluso, el tiempo de disfrute tiene también un período acotado, normalmente el fin de semana, el espacio diseñado para el ocio, y si no lo aprovechamos, un gran desazón nos invade, otra semana más a esperar.

Cargados de preocupaciones por un futuro incierto y por un pasado lleno de “y si..”, somos incapaces de ver la belleza que nos rodea, y de disfrutar de cada segundo que la vida nos regala.

La vida son momentos, instantes cargados de emoción y belleza, que nos perdemos por estar mirando en otra dirección. Mira dentro de ti. Ahí se encuentra tu vida.
No estamos aquí para cumplir las expectativas de los demás sino para encontrar nuestra manera de poder ser y actuar con el mundo desde lo verdadero  y no desde lo falso.

El equilibrio es la certeza de saber que nos encontramos justo donde debemos estar

@Sr_Viejuno

Sin embargo, es necesario, perderse para encontrarse. Así que no te preocupes, estés en el momento que estés, es el que tienes que estar, que estés leyendo esto no es una casualidad. El equilibrio también es la certeza de saber que nos encontramos donde debemos estar.

Cada uno forma su vida y marca sus tiempos. Nunca es tarde para empezar a ser. La recompensa será que empezarás a vivir en el presente y te olvidarás de lo que pudiste o no haber hecho, de lo que hubiera o no pasado o de lo que puede o no pasar. Todo eso pasa a formar parte de la mochila que te has quitado.

El tren de la vida pasa continuamente, lo veas o no. Uno no deja escapar trenes, simplemente se prepara para dejar todo lo que una vez fue.

Por eso, hoy te propongo que busques esos pequeños instantes que te hacen ser tú mismo, rodearte de esas personas que sacan lo mejor de ti, donde la complicidad se palpa no sólo al hablarse, sino al sentirse, al mirarse, al reírse. Contemplar los milagros de la vida, los colores de un amanecer, la suave brisa que pasea por tu piel, los encuentros inesperados, la complicidad de una mirada, el sol en tu espalda, un paseo en la solitaria noche, un silencio plagado de verdad, la magia de compartir un café y permitirte parar el tiempo, porque solo tú eres dueño de tu tiempo y las pequeñas cosas que te hacen sentir y ser no ocupan tiempo, sino que lo expanden.

Sal al encuentro de ti mismo, piérdete, explora nuevos caminos que te hagan formar el tuyo propio, encuentra tus verdaderos talentos y descubre la manera de ejercitarlo, encuentra el sentido de lo que haces, y luego vuelve, sí, vuelve, no te lo quedes para ti, compártelo al mundo, haz que tu viaje sea útil para otros y entrega lo que has aprendido. Empezarás atraer a tu vida personas más afines a ti y cada momento que pases se convertirá en un instante eterno. 

En el viaje de la vida no importa lo lejos que llegues, sino cuanto te expandes. Expande tu alma, tu conciencia, tu corazón y tu ser, y así, tus vacíos internos, simplemente desaparecerán, y el tiempo, seguirá pasando, pero eso a ti, ya no te preocupará.

Como no tenemos nada más precioso que el tiempo, no hay mayor generosidad que perderlo sin tenerlo en cuenta

Marcel Jouhandeau

Anímate a seguirme  a través de facebook o twitter

2 comments

  • Muy bien plasmado en palabras, lo leía y me veía a mi.

    • La telequinesia es otra de mis especialidades jeje!! Gracias Yessenia al final muchos vivimos momentos similares en nuestro interior, solo hay que revolverlos para tomar conciencia. Un abrazo

Deja un comentario

Your email address will not be published.

top